Recopilación

noviembre 4, 2008

No sé cuánto tiempo llevo sin escribir en el blog… así que hoy me he decidido a ello. Os preguntaréis qué ha motivado el que entrara en mi blog y me pusiera a escribir, es sencillo, hoy tengo tiempo de sobras y me apetece explicar muy por encima qué ha sido de mi vida en los últimos meses.

En verano, como ya comenté, empecé a salir con un chico. Lo conocí en salsa y era mi pareja de baile. El martes próximo hacemos 4 meses! Nos vemos cada día, y creo que soy muy afortunada. No es un chico romántico, pero tiene sus detalles; tiene poco tacto, pero me dice siempre lo que piensa; se irrita fácilmente, pero siempre acaba aceptando que es un capullo, y es al capullo que más quiero, aunque no sea perfecto, porque creo que la perfección no existe, pero me quiere, y yo a él, y eso es lo importante. Aparte de novio y amante, es amigo, y más de una vez se ha enfadado conmigo para que despierte y deje de ser la niña tonta de la que todo el mundo se aprovecha, y aunque al principio sus palabras duelan, lo hace por mi bien, para que vaya cambiando poco a poco.

La verdad es que me ha ido genial que sea así conmigo, porque hace un mes empecé a trabajar en una guardería. Ya escuché rumores de que las hermanas que llevan la guardería son unas negreras y explotan a la gente, y por no saber decir que no porque me sabía mal, también se aprovecharon de mí. Firmé un contrato de “x” horas semanales, y unas dos veces por semana como mínimo me decían de ir antes; pero sin buenos modales, me lo exigían o directamente me llamaban por la mañana al móvil o a casa para que fuera antes ese día, como si no tuviese otra cosa que hacer que estar dispuesta a ir a cualquier hora del día. Lo más fuerte de todo es que cobraba las horas extra a 6 euros! Vamos, una miseria. Así que, cansada de ir tantos días antes de mi hora por tan poco dinero y sin ningún agradecimiento por su parte, les comenté que ya no podría ir por las mañanas porque hacía de canguro de unos niños por la mañana. Justo el miércoles, cuando lo comenté, me ofrecieron/exigieron hacer jornada completa, con solo media hora de descanso, cambiando a la clase de 2 a 3 años (yo estaba con los bebés) y sin saber el sueldo; todo ello porque una chica está de baja y no tienen a nadie más a quién pedírselo. Les dije que sí, que lo intentaría, y las muy cabronas se fueron a las 17h sin decirme nada, y me dejaron con u na niña a mi cargo. La madre llegó a las 18:20, cuando mi hora de irme era a als 17:15. Aquello fue la gota que colmó el vaso. El jueves fui por la mañana, como les prometí, y antes de empezar a trabajar les dije que no me interesaba su oferta, que yo había firmado por unas horas y que ya me iba bien lo que había firmado. Su respuesta fue que me dejaron sola en la clase de 2 a 3 años, sin saber el nombre de los niños, ni donde estaban las cosas de la clase y sin saber los horarios. Vamos, que lo pasé fatal porque no me habían enseñado nada. Ayer fui a trabajar, y al irme me llamaron al despacho y me dijeron que me echaban. La verdad es que fue un alivio para mí, porque no aguantaba estar con unas jefas así. Me dijeron que me echaban por falta de compañerismo al no querer ir a ayudar a mis compañeras a sus clases, cosa que era mentira, pero bueno, yo les di la razón como a los locos y añadí que para la próxima vez en la entrevista preguntaran a la gente si tenía disponibilidad horaria fuera del horario pactado, ya que no era normal que incluso llamaran a casa dos veces por semana como mínimo para ir antes. No pude callarme, y me sentí muy bien conmigo misma al decirles lo que pensaba, tanto el jueves cuando les dije que no me interesaba su nueva oferta como ayer.

Así que aquí estoy, de nuevo teniendo todo el tiempo libre del mundo y aburrida en casa, cosa que no me gusta mucho, pero a partir de mañana me pondré manos a la obra para buscar trabajo. A ver si esta vez duro más de un mes!

A ver si poco a poco me voy poniendo al día con el blog, aunque reconozco que ya apenas enciendo el ordenador y no hago ni caso del msn ni del facebook ni de cosas por el estilo.


Message in a bottle – The Police

septiembre 5, 2008

 


¿Síndrome postvacacional?

septiembre 5, 2008

Yo, no creía en el llamado síndomre posvacacional, pero después de la semanita que llevo, tendré que empezar a creer, porque estoy desesperada por encontrar trabajo y parece que la cosa no va muy allá.

Para empezar, yo no he estado de vacaciones en el mes de agosto, ya que he estado trabajando de canguro de unos niños super majos, además mi horario era envidiable!! Sólo trabajaba de lunes a jueves de 10 a 15 horas, y desayunaba y comía allí. Me ha ido bien estar “trabajando” porque llevo muchos meses inactiva y necesito salir de casa y sentirme útil en algo, y ganar dinero, claro.

Para mí era un temor que empezara esta semana, ya que estamos en septiembre, y para mí, es ahora cuando empieza el año, con el curso escolar. Básicamente me lo planteo así porque he estudiado pedagogía y me gustaría trabajar como profe, ya sea para bebés o para niños de primaria, y claro, estamos en septiembre y aún no tengo trabajo! Así que las oportunidades se van escapando…

A lo que iba, que temía esta semana porque aún estoy sin trabajo, no encuentro nada, y la mayoría de escuelas, esplais o centros educativos ya han hecho o están acabando la selección de personal 😦 Pero a todo  esto se me ha juntado que llevo cuatro días y cuatro noches en cama, con fiebres altas, sin poder dormir por las noches, con pesadillas constantes, casi delirando, con falta de apetito, malestar general… para volverse una loca! Ayer fui al médico y tengo infección en la orina que me ha llegado al riñón. De ahí las molestias que tengo en esa zona!! Una no sabe ya ni como sentarse o estirarse… porque siempre me duele algo.  Para mas inri, el médico me dijo ayer que si llegaba a un total de 5 noches seguidas teniendo fiebre, fuera al hospital para que me hicieran más pruebas.

Odio ir al médico, así que odio más ir al hospital!! Y que yo recuerde, no me he hecho nunca un análisis de sangre. Le tengo pánico… Así que todo depende de esta noche…. Si esta noche vuelvo a tener fiebre, mañana me toca ir al hospital….

Y ya lo peor de todo, es que mi novio se fue a Roma con su primo el lunes, y vuelve mañana por la noche. Llevamos muy poquito, pero nos hemos visto cada día. Y ahora el hecho de no verle durante tantos días y estando yo enferma, hace que le eche muchísimo más de menos. Lo que espero es no estar en el hospital cuando él regrese… vaya escenita, yo que odio los hospitales y no me gusta que la gente me vea mal.

Pero bueno… no hay mal que por bien no venga… y es que en verano me pasé con los helados y tuve más excesos alimentarios, así que engordé un poco, pero con esta semanita, la barriguilla que tenía, ha desaparecido!! Espero que cuando me recupere, no recupere también la curva de la felicidad. 😀


Cadaqués i Cap de Creus

agosto 18, 2008

El viernes, aprovechando que es el único día de entre semana que no trabajo, mi novio me llevó de excursión a Cadaqués i al Cap de Creus ya que nunca había ido y es precioso.

Está a 150km de donde vivo, pero valió la pena. Al ir, el cielo estaba muy negro y nos llovió por el camino. En las noticías habían dicho que haría sol y nubes y un poco de aire, pero es que nos dirigíamos hacia todos los nubarrones. Llegamos a Cadaqués y buscamos aparcamiento por el pueblo, pero estaba imposible, así que decidimos ir al Cap de Creus. Visto el panorama del tiempo y viéndonos sin poder disfrutar de la excursión a causa del mal tiempo, pedimos que ojálá hubiera un poco de aire para que se llevara las nubes negras. Al llegar hasta el faro del Cap de Creus, salimos del coche y alucinamos! Hacía muchísimo viento. Tanto, que en algunas ocasiones iba andando y perdía el equilibrio.

Como podéis ver en la imagen, el aire era muy molesto. Aún así, pude disfrutar de las magníficas vistas que hay allí, y además, pude fotografiar el faro que le llaman “el faro del fin del mundo”. Así que además de las hermosas vistas, un mar azul intenso, unas calas vírgenes envidiables… puedo decir que por una vez en la vida, me han llevado al fin del mundo. 😀

Después fuimos a la Casa Dalí. Estuvimos dando un paseo por allí, ya que estábamos cansados y el aire aún era bastante intenso. Finalmente nos dirigimos a Cadaqués, donde aparcamos rápidamente sin tener que pagar ni un duro y pudimos disfrutar de una buena comida, un paseo muy agradable, un bañito en la playa y un helado buenísimo, y todo ello con un sol espléndido y un calor que no agobiaba para nada.

En definitiva, el día salió redondo. Y recomiendo al 100% que visitéis el lugar si tenéis oportunidad.


¿Sinceridad en estado puro?

agosto 13, 2008

Primero de todo, pedir perdón por haber dejado abandonado el blog durante tanto tiempo, pero se nota que es verano, y apenas paro en casa. Así que el poco rato que estoy lo dedico a pasarlo con mi familia.

Bueno, y ahora, a lo interesante del tema….

Este mes de julio he empezado a salir con un chico, y me está ayudando a descubrir más y mejor el mundo de los hombres, según él, claro está. Os preguntaréis a qué me refiero… pues muy fácil, me abre los ojos diciéndome infinidad de situaciones en las que los hombres solo pensarían con una cosa, y yo me sorprendo, porque yo no les daría la más mínima importancia. ¿Y entonces qué pasa? Pues que se pone celoso por cosas que para mí son chorradas.

Es él el que me dice que antes de estar conmigo le tiraba la caña a un montón de chicas y mis historias mal y él el que se pone celoso si le digo que tengo la intención de quedar con un amigo. Me dice que es sincero conmigo cuando me explica cómo era él antes con las mujeres, que ligaba mucho y tal. Pero la verdad, no sé si es mejor tanta sinceridad o que se calle un poco, porque llega un momento que se hace cansino, y tengo que decirle “pues nada, ya sabes donde tienes la puerta” o “yo con estas cosas, corto rápido” porque me cansa que sea tan sincero con su pasado.

No sé si mi reacción es la esperada o no, solo espero que poco a poco se vaya calmando esta sed de sinceridad que tiene respecto a su pasado… porque, lo pasado… pasado está!


El sueño de la semana: agobio y desesperación

julio 22, 2008

Ésta semana llevo unos días con tanta actividad, que cuando llega la noche, me quedo dormida rápidamente y cuando me levanto no suelo recordar mis sueños. O si los recordaba, simplemente soñaba que había estado bailando salsa, y porque por la noche ya venía de bailar!

Pero hoy, he tenido un sueño un tanto curioso…

Estaba en un piso enorme, tipo dúplex, aunque algo antiguo. Estaba limpiándolo porque un amigo se iba a mudar allí, por lo que estaba casi desierto de muebles. De repente, me encuentro con una cucaracha enorme en el suelo. Cuando la aplasto, salen un montón de cucarachas más. Las mato, y al momento, veo más cucarachas. Así todo el rato, matando cucarachas de todos los tamaños. Veo que en medio de una habitación, hay una chimenea, y de ahí empiezan a salir disparadas más cucarachas. ¡Qué sensación de agobio! Después me he despertado por un sms del móvil, menos mal!

null

Pero he continuado durmiendo y he soñado que estaba en el local donde hago salsa y que al entrar al lavabo, ayudaba a una mujer mayor invidente a ir al lavabo. Le indicaba cómo tenía que llegar hasta la puerta de entrada y de salida, pero tras la explicación, me entraba con ella y le ayudaba a limpiarse! Al salir, me encontraba con otra mujer y hacía un paso de baile del cual no me acordaba, y ya me véis a mí moviendo pies y manos sin coordinación alguna. De repente veo a una compañera que baila genial, y le pido ayuda para saber cómo se hace esa figura. A mitad de la explicación, vomita un poco, pero continúa como si nada. Pero al momento, vuelve a vomitar mucho más y se desmaya. La cojo como puedo y la arrastro hasta la sala donde estaba el resto de gente bailando. Empiezo a buscar a un amigo suyo, pero no lo encuentro. Sólo reconozco al profe de salsa entre toda la multitud. Cuando intento pedir ayuda, nadie me oye. El volumen de la música está muy alto, y apenas me sale la voz. Cuando por fin me ven y vienen a ayudarme, he vuelto a despertarme, esta vez por la alarma del móvil.


El sueño de la semana: ¿ficción o realidad?

julio 14, 2008

Esta semana he tenido varios sueños.

Me acuerdo de algunos trozos, sólo…. así que explicaré los fragmentos que recuerdo.

En uno de mis sueños aparecía con mis hermana y con gente desconocida en un piso. Estábamos de vacaciones, pero parecía todo muy frío, el tiempo no acompañaba para nada. Durante el sueño, llegaba un momento en que nos quedábamos en una terraza de un bloque de pisos, y tenía la sensación de que no podíamos movernos de allí porque estaba todo inundado.

En otro de los sueños, mis padres se divorciaban. Y no había manera de convencerles para que no lo hicieran. Así que no recuerdo cual de los dos se buscaba otra vivienda. Espero que éste sueño sólo sea eso, un sueño, y no se haga nunca realidad.

El sueño que más me impactó esta semana es el siguiente. Aparezco con un grupo de gente de pie, ante una pared. Yo estoy posando de lado, con los brazos sobre el cuello, como si fueran a hacernos una foto o estuviéramos rodando una película. Cuál es mi sorpresa cuando, de repente, los hombres que tenemos enfrente, empiezan a disparar. Algunos de los que están conmigo en el muro, caen al impactarles la bala sobre su cuerpo. Yo, no sé porqué, continúo posando. No sabes a quién irá dirigida la próxima bala, ya que no ves desde qué arma es disparada. Sólo se ve como en los últimos metros de su recorrido, la bala se desvía. Por suerte, una de las veces, esquivé la bala, aún no sé cómo. Finalmente me desperté con la suerte de que no llegaron a darme. Durante el sueño no entendía cómo era posible que estuviera pasando eso. ¡Yo estaba posando, no recordaba para qué, pero lo que estaba segura era de que no era para morir! En este sueño se juntó la ficción (lo que yo pensaba) con la realidad (nos estaban matando quién sabe porqué).